top of page
Buscar

Los Motivos Importan – Parte 2


¡Hola, leales lectores! Me alegro mucho de que estemos juntos de nuevo para continuar nuestra charla sobre los motivos. ¡Pero espera! Para aquellos de ustedes que no han leído el blog anterior, tómense un momento para leerlo antes de sumergirse en este. Créeme, ¡no querrás perderte nada!


En el blog anterior, descubrimos el significado de la palabra motivo. Esto me trajo a la memoria el significado de la palabra para poder responder a la pregunta. Además, escribí sobre la importancia de la buena razón y la verdadera razón para ser uno en lo mismo. Aunque esto parezca obvio, a veces es bueno recordarlo.


¿Cuáles son los motivos que impulsan a las personas a hacer lo que hacen? Profundicemos en esta pregunta. ¿Estás listo? ¡Excelente! Identificar las razones de nuestras acciones nos dará una perspectiva interna para evaluar y analizar. Cuando entendemos y confrontamos nuestras propias intenciones, podemos ajustarnos para poder ser auténticos con nosotros mismos y con los demás.


La primera razón por la que algunos harán lo que hacen es por posición. En sí mismo no es algo malo. La posición puede otorgarle la oportunidad de impactar positivamente a otros en una mayor capacidad. Sin embargo, es cuando agregar valor a los demás es secundario entonces será perjudicial. El punto focal debe ser ser beneficioso para aquellos bajo su liderazgo.


El motivo de poder es la segunda razón por la que aquellos que desean tener un impacto en otras personas, afectan su comportamiento o sus emociones. Uno puede influir en otros para que sigan la visión y el propósito deseados. Este motivo conlleva una gran responsabilidad. Es crucial no ser egoísta, sino mirar verdaderamente internamente el por qué en nuestro corazón.


El tercer motivo que tienen las personas y que les afecta a sí mismas y a los demás es el prestigio. El prestigio es el deseo de consideración voluntaria que se obtiene a través de la admiración y el respeto de los demás, especialmente por las valiosas habilidades y conocimientos de uno.


Es un alimento insaciable para el ego que necesita ser matado de hambre. ¿Por qué? Somos más que SUFICIENTES. ¡No son los elogios, respecto, o la admiración los que nos definen! Continuaremos nuestro próximo blog con los dos últimos motivos. ¡Hasta entonces!


"Te alabaré porque formidables, maravillosa son tus obras; Estoy maravillado, y mi alma lo sabe muy bien." Salmos 139:14


¡Paz, Amor y Alegría!

Sandra Ivette Miranda

Comments


bottom of page